Manilva retrasa su agenda cultural hasta bajar su incidencia