Detenida la organizadora de una fiesta ilegal en Marbella, que mordió a un policía en un pectoral

Unas 40 personas se divertían en una villa sin mascarillas ni distancia, y donde habían instalado tiendas de campaña.

Cuando el denunciante fue a quejarse, le ofrecieron un alucinógeno para "relajar tensiones".